Sentarse a comer como acto social

661 52 25 48
Sentarse a comer como acto social

Si Descartes dijo "cogito, ergo sum" (pienso, luego existo), nosotros apostamos por decir "edo, ergo sum" (como, luego existo). ¿Por qué? Porque comer barato en Getxo no solo significa llenarse el buche, como vulgarmente se dice, sino llevar a cabo un acto social, como ir a la ópera o celebrar un congreso.

En comer barato en Getxo se mezclan dos tipos de actos. El primero es el puramente fisiológico de masticar y llevarse la comida al estómago para nutrirse y sobrevivir. Es un acto tan vital como el de respirar o dormir.

El segundo es un acto social, ya que pocas veces se come solo y al compartir ese acto fisiológico, se comparten aspectos concernientes de la comida (el gusto o el saber culinario) y otros que no tienen nada que ver con la comida o el acto en sí.

Efectivamente, el acto de comer se usa desde tiempos inmemoriales como excusa para celebrar una reunión, un evento o encontrarse con un amigo que hace tiempo que no vemos y actualizarse. La excusa es comer juntos, pero el motivo real de la reunión es otro.

Es por este motivo que la mesa es un espléndido contexto donde, llevados por la buena comida, se cierran tratos, se piden manos y se celebran eventos tan cruciales para la vida de las personas como una boda. Porque ¿quién se imagina una boda sin banquete? 

Dice el dicho que en la mesa y en el juego se conoce al caballero. En el acto de comer, además, hay etiquetas sociales sobre cómo comer el pescado, coger la cubertería o beber el vino en según qué copa. El simbolismo suele estar presente hasta en la colocación de las servilletas, donde se observa un protocolo.

En Silver´s Tavern somos conscientes de todo lo que entraña el acto de comer y lo aplicamos en nuestro establecimiento para que tu experiencia sea memorable.